Acoso Escolar / Bullying

Desde nuestro trabajo diario, hemos podido constatar los efectos tan negativos del acoso escolar.

Afecta gravemente la convivencia en los centros educativos, repercutiendo en el ámbito personal entre los alumnos, dificultando el aprendizaje y dejando las relaciones entre los compañeros muy deterioradas.

Decimos que este fenómeno ha existido siempre, pero últimamente, han salido a la luz testigos explicando su dolorosa experiencia. Esto ha sensibilizado gran parte de la sociedad, especialmente familias y agentes educativos.

A través de las intervenciones y talleres que realizamos en los centros educativos, los niños y jóvenes han aprendido herramientas para gestionar positivamente los conflictos en los que inevitablemente se encuentran. Ahora son capaces de detectar, cuando una persona puede estar en una situación de vulnerabilidad y cómo detenerlo.

El ciberacoso presenta unas características específicas que lo hacen todavía más perjudicial.

Para el claustro, somos un soporte, ya que no siempre resulta fácil poner en marcha el protocolo propio del Departament d’Ensenyament de la Generalitat de Catalunya. Les ayuda disponer de un servicio externo, que los acompaña desde el inicio y puede formar parte del equipo de valoración.

Intervenimos además, cuando los hechos se producen fuera del centro educativo. Es decir, nos encontramos que el acoso puede darse también en la escuela de música o el campo de fútbol,…

Nuestra experiencia en este campo ha aumentado considerablemente este último año:

  • En el ámbito de la prevención, hemos realizado más de 50 talleres en unos 20 centros educativos, llegando a 1.200 alumnos. Impartiendo talleres, hemos tenido la oportunidad de detectar si alguien estaba sufriendo y realizar un tratamiento especializado conjuntamente con todos los agentes educativos.
  • En el ámbito de la intervención, se nos ha requerido en más de 12 casos de esta índole. Para ello, hemos trabajado con todas las familias, profesores y agentes educativos.

Directores de escuelas y familias nos han dicho:

-”Gracias a vuestra intervención, la situación ha cambiado. Las familias se han sentido acompañadas y se han tranquilizado”.
-“La clave ha sido que hablarais con las familias y que entraran a formar parte de la solución”.
-“A pesar de que son un grupo muy potente este año ya no tenemos los problemas que sufrimos el año pasado. Están más tranquilos”.
-“En la escuela hemos sentido cómo se reducía la tensión y la presión”.
-” Me he sentido seguro cuando he visto a mi hijo que dejaba de sufrir y ha aprendido a gestionarlo mejor”.